Las principales diferencias entre la cerveza artesanal y la industrial

El mercado de la cerveza se encuentra en un momento de auge gracias al enorme posicionamiento de la cerveza artesanal. A la cantidad de marcas de cerveza industrial que se veían en los supermercados o en los bares se le ha agregado un incipiente pero contundente competidor, la cerveza artesanal. Además de ser comercializadas en los mismos lugares, sitios web como BevyBar facilitan aún más el consumo de quienes apuestan por la nueva era en el mundo de la cerveza.

Cerveza artesanal vs. cerveza industrial

En este sentido es natural plantear el siguiente debate: ¿Qué es mejor, la cerveza industrial o la artesanal? ¿Qué diferencias tienen?

Antes de comenzar a marcar las diferencias entre un tipo de cerveza y el otro podemos hablar del origen que tiene la producción de cerveza. Curiosamente los primeros signos de la elaboración de la cerveza están relacionados con los primeros pasos del hombre en la agricultura, gracias a la necesidad de este para almacenar los granos que cultivaba. En referencia a Ceres, diosa de la agricultura, su nombre viene del latín cervisia.

Los primeros agricultores se dieron cuenta que la mezcla de granos molidos en un recipiente y con una exposición al medio ambiente fermentaban. Este proceso resultó de un gran agrado entre los productores lo que llevó a que le agreguen agua a la fermentación.

Las mujeres fueron inicialmente quienes se encargaban de la producción de la cerveza, que en ese momento se consumía diariamente como parte de la dieta a causa del alto nivel de nutrientes y azúcares que brindaba. Más adelante en el tiempo se descubre una planta trepadora de nombre “lúpulo” que sería agregada al proceso de producción aportando sabor y aroma a la cerveza.

Hasta este momento podemos ver que la producción era netamente artesanal. Es a finales del siglo XVIII que nace la producción masiva de cerveza. Si bien los registros indican esta época como el comienzo de la industria masiva quedaron muy pocos rastros de las marcas de ese tiempo.

Todos los tipos de cerveza se preparan con cuatro ingredientes básicos: Lúpulo, malta, agua y levadura. Las diferencias que se presentan entre la cerveza artesanal y la industrial las encontramos en los procesos de elaboración, las calidades que tengan los ingredientes y las fórmulas del maestro cervecero.

Diferencias en el proceso de preparación:

Las cervezas de producción industrial están basadas en recetas que utilizan ingredientes y procesos de elaboración económicos. Las grandes cantidades, la enorme producción diaria de cerveza y la búsqueda de la mayor rentabilidad no permite en primera instancia la búsqueda de calidad.

Por su parte, la cerveza artesanal es testeada y modificada continuamente por el maestro cervecero previo a la producción final para conseguir el mejor resultado en el sabor y tipo adecuado de cerveza elegido por él mismo.

Siguiendo el proceso de preparación, las cervezas artesanales tienen una fermentación diferente. En este caso incluyen dentro de la botella una dosis de mosto sin fermentar para que la misma cerveza continúe el proceso de fermentación. Esto se conoce como fermentación de segundo grado, dándole además un poco de gas extra y espuma. La fermentación en la cerveza industrial tiene una sola etapa por lo que no producen demasiada gasificación. Esto lleva a que el gas debe inyectarse de forma artificial.

A diferencia de la cerveza industrial que tiene un riguroso proceso de pasteurización (donde pierden algunas propiedades nutritivas), la cerveza artesanal no utiliza la pasteurización. Esto tiene su ventaja ya que ayuda a conservar el sabor y el aroma de los ingredientes originales.

El filtrado es uno de los pasos importantes en la elaboración de la cerveza. En el caso del proceso artesanal se realiza un filtrado manual, es por esta razón que en el fondo de la botella suelen encontrarse sedimentos. La cerveza industrial cuenta con un filtrado químico lo que hace que se eliminen los residuos de la levadura y las proteínas de la cerveza.

Calidad de los ingredientes y la fórmula del maestro cervecero:

En relación a los ingredientes, en el proceso de elaboración de cerveza artesanal no hay utilización de conservantes o antioxidantes añadidos artificialmente. Lo único que se utiliza en los preparados es agua, malta, lúpulo y levadura. Esto no permite que el almacenamiento se prolongue demasiado. A diferencia de esto los conservantes y estabilizadores químicos utilizados en la cerveza de producción industrial facilitan el mantenimiento del stock a largo plazo.

Las diferencias entre estos dos tipos de producción de cerveza son claras y se puede determinar que  generalmente la cerveza artesanal es mejor que la industrial.

Si bien la cerveza artesanal es considerada de mejor calidad, esto se relaciona en primera instancia con la calidad de los ingredientes. Hay un concepto general de que las grandes marcas de cerveza no utilizan los mejores elementos de preparación, pero también hay excepciones. Existen tiradas o ediciones especiales de cada marca suelen romper con el concepto de mala calidad. Debemos remarcar que las grandes marcas no se implican en conseguir una cerveza de mejor calidad a causa de los costos que esto conlleva.

En el caso de la cerveza artesanal es válido remarcar que no todas son garantía de calidad sólo por tener en cuenta su proceso de elaboración. Podemos encontrarnos con una cerveza artesanal que está mal hecha en su preparación, utiliza ingredientes de baja calidad o no controla de manera adecuada el tratamiento del agua.

La calidad de la cerveza dependerá en su mayoría de lo riguroso y detallista que sea cada maestro cervecero en el cuidado de cada paso de la preparación. Si bien hay diferencias, determinar que un tipo de cerveza es mejor que el otro estará siempre atado a los distintos elementos que marcamos anteriormente.

Pasajes aéreos baratos: El norte de los viajeros

Viajar es la actividad favorita de muchos, y conseguir pasajes aéreos baratos se ha convertido en el principal objetivo. Gracias a Avantrip se pueden obtener referencias de precios, logrando ubicar algún destino donde los pasajes aéreos baratos no sean una utopía.

Según estudio realizado en el 2014 por el Banco Mundial, más de mil millones de turistas viajan al menos una vez al extranjero por año. Cifra por demás abrumadora que demuestra que la industria aerocomercial y la turística pueden jugar a favor del desarrollo de un país determinado.

La Organización Mundial de Turismo (OMT) asegura que particularmente en el caso de Latinoamérica, en el año 2015 más de 96 millones y medio de viajeros visitaron algún país de la Región; ubicándola así en la cuarta posición dentro de los principales mercados de viajes y turismo a nivel mundial.

Latinoamérica y los pasajes aéreos baratos

La Asociación del Transporte Aéreo en Colombia (Atac) asegura que Brasil lidera la lista de países latinoamericanos que contemplan las tarifas más reducidas en lo que a pasajes aéreos se refiere, con un promedio de menos de $10 por cada 100 km de vuelo.

Seguido de Brasil, se ubica México —que según el ranking 2015 presentado por la OMT es el país más visitado de Latinoamérica—, luego Cuba con menos de $14 por cada 100 km, y Perú con $18,05.

Entre los países latinoamericanos que ofrecen a los viajeros las tarifas más elevadas en pasajes aéreos están Colombia, Chile, Bolivia y Venezuela. De estos, Chile es el único que se ubica en el mencionado ranking de la OMT.

Argentina en el radar

Según el Índice de Competitividad de Viajes y Turismo 2017 del Foro Económico Mundial (WEF, por sus siglas en inglés), en el periodo comprendido entre el año 2013 y el año 2015, 90 millones de viajeros tuvieron como destino América Latina y el Caribe.

El estudio arrojó que Argentina ocupa el lugar 50 en el ranking mundial de países con potencial turístico. Realidad que promete mejorar con la inclusión de aerolíneas low cost al mercado, lo que a su vez se traducirá en un aumento de hasta 50% en la llegada de extranjeros.

Tal inclusión resulta pertinente si se tiene en cuenta que Argentina ofrece los pasajes aéreos más costosos de toda la región. Volar desde Buenos Aires con destino a Europa, al Caribe o a Estados Unidos, puede costarte hasta 60% más que si viajas de un país vecino.

Un caso puntual

Un ejemplo claro está en plantearse la siguiente situación: un pasaje aéreo desde Buenos Aires hasta Nueva York está cotizado en un valor que se reduciría ostensiblemente si manteniendo la fecha y el destino, se presupuesta desde Santiago de Chile.

Esto no descarta a Argentina como una opción para despegar. Todo lo contario. Simplemente hace que la ruta deba replantearse para considerar partir desde un aeropuerto secundario perteneciente a otra localidad o provincia del país. Ello con el objetivo de reducir los costos en una importante medida.

Sin embargo, la aprobación que el presidente Macri dio a las aerolíneas low cost para penetrar el mercado aerocomercial auguran un panorama promisorio, haciendo que el país pueda mejorar su oferta notoriamente en la compra de pasajes aéreos económicos.

 

El quinto lugar en América Latina

“La Paris de América” o Buenos Aires, es uno de los principales destinos turísticos que hacen que Argentina ocupe el quinto lugar entre los países más visitados de Latinoamérica, y el tercero del ranking sudamericano, según cifras del año 2016 arrojadas por la ya mencionada OMT.

Las Cataratas del Iguazú —cataratas de agua más conocidas de toda la región— al igual que Salta con su arquitectura colonial, las vistas y el clima envidiables de Sierras de Córdoba y la sarta de lugares que ofrece la Patagonia Argentina son algunos de los sitios que le dan el sitial de honor en recepción de extranjeros.

El panorama a nivel mundial

Países como Suecia, Indonesia, Argelia, Filipinas y Portugal ofrecen boletos aéreos baratos, con las tarifas más competitivas del mercado. Siendo la India el país que contempla los precios promedios más accesibles a nivel mundial.

Pero en lo que a entrada de extranjeros se refiere, según la OMT, en el año 2016 los países más visitados fueron Francia, con 82,6 millones de turistas; Estados Unidos, con 75,6 millones; y España, con 75,6 millones en total. China, Italia, Reino Unido, Alemania, México, Tailandia y Turquía terminan de completar el top 10.

Como dato complementario se puede agregar que muchos de estos países también reciben un gran gasto turístico. Estados Unidos, por ejemplo, no se conforma con la cantidad de visitantes que recibe anualmente, sino que para el mismo 2016, encabezó la lista de países donde más gastaron los turistas.

En conclusión

El auge del turismo ha derivado en un notorio crecimiento del sector aerocomercial en las últimas décadas, y su capacidad de evolucionar lo ha dotado de potencial para repercutir de manera positiva en el desarrollo social y económico de los países que labran la industria.

Las necesidades de los viajeros y su búsqueda de pasajes aéreos baratos no ha hecho más que redimensionar el escenario: precios cada vez más competitivos, paquetes vacacionales más atractivos, nuevos destinos y la multiplicación de aerolíneas low cost.

Pareciera que viajar en avión se trata de una actividad que promete hacerse cada vez más accesible. No se trata solo de dar con una oferta, sino que como viajero seas flexible y te adaptes a ciertas condiciones que cuiden tu bolsillo.

10 elementos esenciales del plan de proyecto perfecto

10 elementos esenciales del plan de proyecto perfecto
Infografía ofrecida por Wrike – Software De Seguimiento De Proyectos

Ver Infografía

¿Qué es una OGP?

¿Qué es una OGP?
Infografía ofrecida por Wrike – Herramientas Para Gestión De Proyectos

Ver infografía

Por qué todos los equipos necesitan herramientas de gestión de proyectos

Por qué todos los equipos necesitan herramientas de gestión de proyectos
Infografía ofrecida por Wrike – Gestor De Proyectos Online Gratis